Descubre Desde Hoy Cómo Ser Tu Propio Jefe Mediante Los Ingresos Pasivos

Aprender Más »

Cuánto Dinero Deberías Tener Ahorrado Según Tu Edad

Autor: Juan Sebastián Celis MayaAutor: Juan Sebastián Celis Maya



La cruda realidad es que la gran mayoría de las personas no ahorra, no tiene el hábito de ahorrar.

Según estadísticas, en países latinos e incluso en una potencia como Estados Unidos la gran mayoría de la gente no se siente preparada para retirarse en algún momento con lo que están ahorrando hoy en día, con lo que tienen ahorrado hasta ahora o con el potencial que tienen de aquí a algunos años.

Casi nadie está preparado.

El ahorro es un hábito tan escaso, que se estima que aproximadamente el 70% de todas las personas solamente tiene ahorrado lo suficiente para vivir un mes (¡un solo mes!).

Claramente, esto debe cambiar.

Debe cambiar la cultura, la educación financiera que tenemos y la forma en la que manejamos nuestro dinero.

Sin embargo, obviamente es mucho más fácil si tenemos una meta clara y específica.

Claro que, debido a que cada persona tiene necesidades diferentes (vive en una ciudad distinta con un costo de vida distinto según el país, según la ubicación; tiene un estilo de vida diferente), prácticamente todos somos distintos en lo que hacemos, en lo que nos gusta, en la manera en que distribuimos y gastamos nuestro dinero.

Por lo cual, no es posible que yo te diga «a tus treinta años, deberías tener tantos dólares» porque va a ser complicado que realmente se ajuste a tu realidad.

Sin embargo, sí hay una manera de proporcionalmente y de forma relativa decirte cuánto dinero debes tener, de manera que tú lo calcules, y es: considerando tu ingreso anual necesario para cubrir costos gastos y gustos.

Primer Paso

Digamos que, como regla general, casi siempre las instituciones (especialmente aquellas que analizan estadísticas financieras y que conocen más o menos cómo se mueve la economía de un país a nivel individual) recomiendan ahorrar al menos un 15%; o, en otras palabras, poco más del salario de un mes ahorrado en un año.

Por lo que todo empieza por definir realmente cuál sería un salario anual que tú podrías recibir.

Obviamente, calcular los costos y gastos de un mes, idealmente teniendo en cuenta todo lo que son los gastos mínimos de vida y también cuál es tu estilo de vida ideal.

No es como que uno diga «Bueno, yo con un millón de dólares estoy bien«, no…

Pero que sí tengas en cuenta, por ejemplo, si te gusta viajar, cuánto te pueden costar al menos unas vacaciones cada año; que si te gusta el café, te puedas comprar el café sin problema: que al menos puedas vivir una vida en la que no tengas impedimentos financieros de acuerdo al ingreso que recibes.

Entonces, aquí es donde empieza la parte activa de tu lado, de calcular realmente cuánto serían esos ingresos.

Obviamente va a ser mucho más fácil si ya llevas varios meses realizando el seguimiento de tus gastos uno a uno, para que tengas exactamente claro cuál es la cifra que verdaderamente te va a ayudar a conseguir ese objetivo.

Posterior a calcular esa cifra, ponerle incluso un 30% de holgura, de manera que tú tengas dinero de sobra y de allí obtener la cifra del salario anual.

Espero que realmente hagas el ejercicio y obtengas la cifra, ya sea ahora dejando en pausa la lectura o cuando termines todo el artículo, pero que realmente obtengas un número en tu moneda local.

Aquí lo vamos a hablar en dólares, como siempre lo hago, porque es más fácil que todos, en cada uno de nuestros países latinos, hagamos la conversión y entendamos de cuánto dinero estamos hablando (como un ejemplo).

Simplemente tú calculas tu cifra, y te voy a hablar en términos de salarios anuales ahorrados.

Ejemplo Práctico

Así que vamos a hacer el cálculo para alguien que estimó que con $2.000 dólares mensuales puede cubrir sus gastos básicos.

Una persona que, por ejemplo, vive en Colombia, estaríamos hablando de unos poco más de 6 millones de pesos, y con eso puede cubrir para sí mismo sus costos de arrendamiento, de crédito hipotecario, su comida, su transporte y quizás le queda algo de dinero (eso es un ejemplo básico, recuerda que la realidad de cada persona puede cambiar).

Entonces, estamos hablando de que el salario anual es de $24.000 dólares.

Algo importante a mencionar acá es que los siguientes estimados de ahorro según la edad están pensados de acuerdo a una edad de retiro de 65 años.

Es decir, considerando que después de los 65 años tú no vas a trabajar más, en absoluto, y quizás te vas a dedicar a disfrutar esos ahorros. 

Obviamente, disfrutar el dinero en el corto plazo también es posible; pero hay que tener en cuenta que lo ideal no es ahorrar el dinero que quede después de gastar, sino gastar lo que quede después de ahorrar.

A Los 20 Años

Así que, ¿a tus 20 años cuánto dinero deberías tener ahorrado?

Cero, realmente nadie espera que tengas ahorrada alguna cantidad de dinero a tus 20 años, probablemente apenas estás empezando a entender qué es lo que te gusta, para qué eres bueno, cuáles son tus habilidades y capacidades.

Quizás estás estudiando, algunas personas incluso tienen deudas de su carrera universitaria.

Entonces, aquí probablemente estés en un momento de re-descubrimiento, de analizarse a sí mismo, de probar diferentes caminos y realmente de estructurar cuál es mi futuro.

Si tienes algo ahorrado a tus 20 años, entonces estás prácticamente por delante de todo el mundo.

A Los 30 Años

Ahora, a tus 30 años deberías tener ahorrado medio salario anual.

¿Recuerdas para lo que te dije que hicieras el cálculo?

Es justamente para esto.

En el ejemplo que te mostré de la persona de $24.000 dólares de salario anual, debería tener ya a los 30 años, $12.000 dólares ahorrados.

Esto normalmente a los 30 años se cumple con los esfuerzos de ahorro de los 20 a los 30 años, es decir que tuvo 10 años completos para ahorrar algo de dinero, poquitico dinero mensual, y llegar a cumplir medio salario anual en 10 años, asumiendo que hubiera empezado a trabajar a los 20 (algunas personas empezaron incluso a los 18).

Si por alguna razón estás en tus 30 años y no has conseguido esta meta de ahorro o no tienes ningún ahorro en absoluto y quizás tu ingreso actual, tu empleo actual, no te da lo suficiente para ahorrar (obviamente teniendo en cuenta que no seas víctima de la inflación al estilo de vida), pues es importante que sepas que en esta edad es cuando es más fácil cambiar de empleo, adquirir habilidades nuevas y buscar mejores oportunidades, ya que a tus 40 va a ser mucho más difícil. 

A Los 35 Años

El caso es que a tus 35 años ya deberías tener un salario anual ahorrado.

En otras palabras, $24.000 dólares totales en ahorro, de acuerdo a nuestro ejemplo.

Si se logró la meta de los 30 años, es porque probablemente se adquirió el hábito del ahorro, ya que el ahorro es un hábito y funciona mejor cuando lo hacemos constantemente.

Por lo tanto, cumplir la meta de alcanzar a un salario anual completo es mucho más fácil si realmente uno se acondiciona a lograrlo.

A Los 40 Años

A tus 40 años deberías tener 2 salarios anuales ahorrado.

Aquí es donde empieza a aumentar un poco la dificultad, pero al mismo tiempo se tiene en cuenta que, estadísticamente, a partir de los 40 años es donde más se gana dinero: en proporción, es donde se ve un incremento superior de los ingresos que yo tengo de acuerdo al tiempo trabajado.

Es donde yo, de pronto, ya consolido mis conocimientos, o de pronto las personas adquieren títulos adicionales, especializaciones o donde alguien crea su propia empresa y eventualmente supera el punto de quiebre y llega a la rentabilidad.

A Los 45 Años

A tus 45 años deberías tener 3 salarios anuales ahorrados.

Aquí la proporción de ahorro se mantiene constante; sin embargo, se considera que tus ingresos deberían haber aumentado un poquito más.

A Los 50 Años

A tus 50 años se considera que deberías tener ahorrados 5 salarios anuales, o en el ejemplo unos $120.000 dólares.

Este es un punto en el que tú deberías estar ahorrando más agresivamente, ya que estás más cerca de la edad de retiro.

A Los 55 Años

A tus 55 años deberías tener entonces 7 salarios anuales ahorrados, o $168.000 dólares de acuerdo a nuestro ejemplo.

Este es un punto incluso en el que ya, en la recta final, en los últimos 10 años de tu vida activa laboralmente, incluso el interés compuesto puede contribuir más rápidamente que tu propia capacidad de ahorro (lo cual es increíble).

Sea como sea, es un momento de seguir constante y fijo en la meta que se quiere lograr.

Claro, también si no se ahorra se pierde un grandísimo potencial, ya que el interés compuesto en este punto te puede dar grandes rendimientos.

A Los 60 Años

A tus 60 años deberías tener ahorrados 8 salarios anuales, o de acuerdo a nuestro ejemplo $192.000 dólares.

A sólo 5 años de la edad de retiro, probablemente sea muy motivador continuar para lograr la meta.

Realmente, si llevas décadas ahorrando con el hábito de simplemente gastar el dinero que te queda después de ahorrar, probablemente tengas unas finanzas sanas, probablemente no sientas que te estás limitando cuando separas primero esa cantidad de ahorro para ti.

Muy seguramente, por el contrario, has incrementado tus ingresos para darle lugar a ese ahorro y de todas maneras quedar con dinero que puedas disfrutar en el corto plazo.

A Los 65 Años

Finalmente, a tus 65 años (la edad de retiro que asumimos) deberías tener 10 salarios anuales ahorrado, o en otras palabras unos $240.000 dólares de acuerdo a nuestro ejemplo.

Finalmente, si llegar a tus 65 años habiendo alcanzado la meta de los 10 salarios anuales, pueden pasar dos cosas, o puede haberse logrado este objetivo de dos maneras diferentes.

1. Una es que esos 10 salarios anuales los tengas ahorrados en tu pensión, en tus activos, en tu fortuna neta.

No solamente en dinero en efectivo que esté en una cuenta de ahorro de la cual puedas disponer, sino que quizás los tengas de diferentes maneras y la sumatoria de todas estas cosas sea la que te permita justamente contar con esa cantidad de dinero.

Probablemente esto incluye, si hablamos de pensión, los que las empresas para las que has trabajado han aportado al tema de la seguridad social en temas de pensión; pero independientemente de si lo aportaste o tu empleador, ese es el dinero que tienes allí, en tu fondo (esto es considerando que fuera un fondo privado o individual).

2. La otra opción es que este dinero esté a parte de nuestra pensión y que yo haya conseguido este ahorro independientemente de que, además de todo, me voy a pensionar, además de todo tengo una casa y además de todo tengo un carro (por ejemplo, esta puede ser otra opción diferente).

¿Cómo Podrías Tener Ese Ahorro?

En el primer caso es fundamental considerar la brecha pensional, que es la diferencia entre tu último salario y tu primera mesada pensional.

Casi siempre hay una diferencia considerable (del 30%, 40% o hasta el 50%), y quiere decir que tu pensión va a ser mucho menor a lo que estabas acostumbrado a ganar mientras trabajabas.

Por lo tanto, es importante saber esto para eventualmente también considerar la posibilidad de hacer aportes voluntarios y crecer tú mismo tu pensión, o tener fuentes de ingresos adicionales de aquí a tus 65 años.

En el segundo caso probablemente ya tu pensión es la que se puede encargar de cubrir tus gastos básicos y de todas maneras quedarte algo de dinero; si no, como mínimo al menos tener esa parte de vida (lo más sencillito) cubierto, de manera que con tus ahorros externos y adicionales puedas dedicarte a disfrutar.

Aquí no debería pasar (y me imagino que a una persona que se haya acostumbrado a ahorrar toda su vida no le va a pasar) que de un momento a otro, como cumplió 65 años, se va a gastar todo su dinero, se va a ir a las Vegas a apostarlo, se va a ir a hacer una cantidad de vacaciones en un año pensando que ya pronto se va a morir y que sencillamente no vale la pena tener ese dinero ahí guardado para nada.

No se trata de tenerlo guardado y nunca disfrutarlo porque, por el contrario, es el momento de disfrutar ese dinero…

Pero tampoco se trata de pensar que te vas a morir a los 70 años y ya, porque probablemente la vida “te castigue” haciéndote vivir hasta los 100 años y ya entonces vas a quedar sin un sustento adicional a tu pensión (que probablemente es bajita, debido a lo que hablamos de la brecha pensional).

Es importante saber cómo distribuir ese dinero y cómo utilizarlo.

Probablemente, de aquí a que tengas la edad, vas a saber hacerlo.

Consideraciones Importantes

Ahora, vamos a tener en cuenta algunas consideraciones que nos van a poner en perspectiva y ayudar a entender un poco mejor esto, además de moldearlo a nuestra realidad.

1. Lo primero es que realmente estas cifras son estimadas, son recomendaciones, son reglas generales; pero eres tú quien en últimas decide cómo manejar tu vida financiera.

Yo no te puedo decir «a tus 40 años debes tener tanto dinero«, eres tú quien lo define a partir de la edad en la que estés leyendo esto por primera vez.

Realmente, si consideras que el ahorro no es para ti, ya eres tú quien debe lidiar con las consecuencias de no ahorrar; o si tú consideras «esto es muy poquito dinero, yo ahorro el 50% o el 80% de mis ingresos«, está perfecto, qué mejor.

2. Por otra parte, lo más probable es que eventualmente haya algún imprevisto, un gasto de emergencia y debas echar mano de tus ahorros.

Al menos esto es mejor que endeudarse y pagar intereses si alguna situación como esa ocurre.

Aunque, obviamente, aparte de esto deberías tener un fondo de emergencia ahorrado; pero independientemente es bueno que, como mínimo, tengas un recurso.

3. Así mismo, también es probable que eventualmente tengas buenos momentos, grandes ingresos en algunos años de tu vida.

No los dejes pasar, ni tampoco seas víctima de la inflación al estilo de vida, ya que allí puedes aprovechar un gran potencial.

Incluso si tienes un empleo que odias y que no te gusta, pero que te da buenos ingresos, considéralo una gasolina que le estás metiendo al impulso que te va a permitir lograr eventualmente tus objetivos.

Si apenas estás empezando, mientras más rápido comiences tu ahorro, más potencial de crecimiento tienes.

Perderse 5 años o 10 años de interés compuesto te puede significar una pérdida gigantesca.

4. Si ya tienes 30 años o más y realmente no tienes ninguna cantidad de dinero ahorrado, recuerda que la gran mayoría de las personas no tienen absolutamente nada, y por el contrario tienen una fortuna neta negativa.

Cualquier cantidad que ahorres va a ser algo significativo y vas a estar por delante de muchas personas.

5. Algo importante es que tus ahorros no se deben quedar debajo del colchón o en una cuenta de ahorro que no te da nada.

Deberían ser invertidos para generar rendimientos y rentabilidades, con lo cual el interés compuesto se encarga de hacer crecer aún más ese potencial y en muy pocos años realmente tu dinero se puede duplicar después de estar contribuyendo constantemente.

Entonces, de esta forma estás considerando que no sólo es lo que tú aportas, sino también lo que aporta los rendimientos sobre tu inversión.

6. Por supuesto, mientras más fuentes de ingreso tengas, más fácil va a ser conseguir esta meta.

Así que si te enfocas el día de hoy en aumentar esas cantidades de ingresos por cada una de las fuentes, y en tener más y más fuentes, va a ser mucho más simple que consigas tu objetivo.

Eso sí, manteniendo la proporción de ahorro constante por ingreso.

7. Algo fundamental es que debes asesorarte muy bien con un contador sobre el tema de los impuestos.

Cuando uno aumenta sus ingresos, lo primero que ocurre es que los impuestos se pueden llevar una parte significativa, una porción muy grande de los ahorros.

Así que, es bueno, no evadir impuestos, sino educarse sobre cómo realmente ahorrar.

Existen maneras de invertir y ahorrar libres de impuestos (depende del país, del gobierno, de las leyes que todo el tiempo cambian); así que debes informarte de acuerdo a tu caso en particular y de acuerdo a tu nivel de ingresos.

8. Por último, si quieres verdaderamente y de corazón asegurarte de lograr tus metas de ahorro, no solo ahorres el 15% recomendado (que es lo mínimo que se debería tener en cuenta para conseguir estos objetivos).

Plantéate la meta, de pronto, de ahorrar el 50%, que hoy en día puede parecer una locura, pero si tú empiezas a querer lograrlo y a hacer lo posible por lograrlo, probablemente de aquí a un año lo estás haciendo una realidad, y probablemente de aquí a 2 años sea fácil para ti y quizás puedas ahorrar un poco más.

Probablemente también vas a tener que ganar más dinero, entonces tu mente se va a re-acomodar a la idea de tener que hacer este ahorro e, independientemente de cómo lo logre, lo buscará lograr.

Logra La Libertad Financiera Desde Hoy Estrategias Avanzadas Para Ser Tu Propio Jefe Con Los Ingresos Pasivos

Suscríbete Hoy MismoÚnete Gratis Hoy A 43,025 Emprendedores Y Aprende:


Beneficio

Las Claves Para Generar Ingresos Incluso Mientras Estás Descansando

Beneficio

Los Revolucionarios Secretos Para Mantenerte Siempre Libre De Deudas

Beneficio

Los 5 Principios Que Garantizan El Éxito Económico Y La Libertad Financiera